Noticias

Estabilidad, posición externa y solidaridad regional

El Fondo Latinoamericano de Reservas (FLAR), con sede en Bogotá Colombia, fue creado el 8 de junio de 1978 como Fondo Andino de Reservas (Bolivia, Colombia, Ecuador, Perú y Venezuela) y el 12 de marzo de 1991 se convirtió en el FLAR adhiriéndose Costa Rica, Uruguay y Paraguay. La misión de esta institución financiera es afrontar de manera conjunta los problemas derivados de los desequilibrios del sector externo de sus economías, facilitando y fortaleciendo el proceso de integración y solidaridad regional [1].

Entre sus objetivos institucionales se hallan: Apoyar las balanzas de pagos de los países miembros por medio de créditos o garantías de terceros, mejorar las condiciones de inversión de las reservas internacionales de los Estados miembros y contribuir a la armonización de políticas cambiarias, monetarias y financieras [2].

La estructura de gobierno se halla conformada por: La Asamblea de Representantes (compuesta por los ministros de Hacienda o Finanzas de los países miembros o un funcionario estatal designado, quienes podrán formular políticas generales, aprobar el presupuesto anual, reservas y distribución de ganancias), el directorio (conformado por el Presidente Ejecutivo con la potestad de presidir y recomendar al directorio, además de aprobar préstamos u otros apoyos financieros) y el equipo directivo (constituido por la presidencia ejecutiva, la secretaría general, direcciones de riesgo, financiera, estudios económicos y servicios corporativos) [2]. Tales distribuciones orgánicas se hallan sometidas a un sistema de control de prevención, detección, vigilancia y auditoría anual internacional.

A la fecha, el FLAR ha otorgado más de 50 créditos y en situaciones extremas facilitó el retorno a mercados internacionales a algunos de los Estados miembros, es el emisor con más elevado rating en Latinoamérica y su convenio constitutivo está registrado ante Secretaría de Naciones Unidas; resaltando que sus activos son inmunes de embargo y ejecución según el Foreign Sovereign Inmunities Act (FSIA). Su proceso innovador y evolutivo de iniciar con una estructura pool de reservas hacia un financiero intermediario regional lo convierte en una institución líder e innovadora [2].

La estructura de capital de sus países miembros suscrita en octubre 2020, equivalente a un porcentaje total de 3.938 millones de USD corresponden a: 8,3% Bolivia, 16.7% Colombia, 16.7% Costa Rica, 8.3% Ecuador, 8.3% Paraguay, 16.7% Perú, 8.3% Uruguay y 16.7% Venezuela [2]. Considerando además que el FLAR ha capitalizado las utilidades distribuidas a sus bancos centrales además de sus capitales suscritos actuales.

En el aniversario del FLAR, el Parlamento Andino como miembro del Sistema Andino de Integración (SAI) destaca la excelente labor de esta institución financiera, su evolución, estructura de capital, parámetros y políticas de inversión; consolidándolo como eje gestor y promotor en la región Andina y latinoamericana.

Referencias:

[1] Comunidad Andina (2021). Fondo Latinoamericano de Reservas. Recuperado de: http://www.comunidadandina.org/Seccion.aspx?id=51&tipo=SA&title=fondo-latinoamericano-de-reservas

[2] FLAR (2021). Creación y evolución del FLAR. Recuperado de: https://www.flar.net/index.php/sobre-el-flar

 
Gracias por compartir nuestro contenido