Plenaria del Parlamento Andino aprobó Marco Normativo de Economía Azul

Plenaria del Parlamento Andino aprobó Marco Normativo de Economía Azul

Se cree que, en la pesca de pequeña escala, más conocida como pesca artesanal, en la región Andina participan más de dos millones de pescadores con un nivel de producción al año que supera los 2,5 millones de toneladas, con valores de producción de alrededor de US $3.000 millones, según cifras del Banco Interamericano de Desarrollo (BID). Cuando hablamos de la sobreexplotación tenemos la idea de enormes flotas de buques pesqueros explotando recursos marinos sin control; sin embargo, es la pesca en pequeña escala la que produce más de la mitad de las capturas marinas del mundo, en su mayoría reservadas para el consumo humano.

Teniendo en cuenta este contexto, la Plenaria del Parlamento Andino aprobó el pasado 26 de septiembre el Marco Normativo de “Economía Azul Sostenible”, a través del cual se busca contribuir en la construcción de políticas públicas y estratégicas con este innovador concepto en diferentes escalas que permitan el crecimiento económico sostenible, la eficiencia energética, la reducción de la huella de carbono, la recreación y la seguridad alimentaria.

Los parlamentarios andinos, entendiendo la necesidad de que los Estados miembros del organismo de integración regional adopten sistemas preventivos de sobreexplotación, aprobaron incluir en esta herramienta jurídica la adopción de una combinación de inversiones privadas, subsidios, políticas públicas y proyectos pequeños de resultados indeterminados, así como la toma de medidas eficaces como proponen muchos defensores, que señalan la urgencia de convertir dos tercios de los mares en áreas oceánicas protegidas.

Además, recalcaron la necesidad de formalizar tecnologías eficientes y difundir las mejores enseñanzas de cambio climático y conservación marina para salvar nuestros océanos: “Este camino exige inversión, investigación y exploración”.

Esta iniciativa normativa tiene como objetivo impulsar el enfoque y principios de economía azul, generando nuevas oportunidades de empleo en los Estados miembros, el aprovechamiento sostenible de los ecosistemas marinos para satisfacer las necesidades de las actuales y futuras generaciones, la soberanía de los recursos marinos y el bienestar a sus ciudadanos.

También, busca promover la definición, consolidación y promoción de actividades económicas con base a los recursos naturales marino costero, lacustres y de los ríos con enfoque de economía azul en los países andinos, mediante el empoderamiento de las micro y medianas empresas locales, definición de políticas públicas en los tres niveles, convergencia y articulación de redes de conocimiento y clúster empresariales, la investigación y desarrollo de la tecnología; así mismo, la protección de la biodiversidad de dichas zonas y áreas naturales , así como la seguridad alimentaria en la región.

Vale la pena señalar, que la mezcla de ejercicios en altamar con un enfoque regional sobre la sostenibilidad y restauración es fundamental para la recuperación de los océanos, además de brindar las bases necesarias para la elaboración, implementación y seguimiento de políticas de economía azul a nivel local, regional y nacional, en coordinación con las entidades internacionales y los acuerdos y compromisos asumidos por los países miembros. Los parlamentarios buscarán posicionar este instrumento normativo para que se convierta en un referente para la transformación y fortalecimiento de la economía azul en cada uno de los Estados que conforman el Parlamento Andino.

13 Noviembre, 2019